Sincronizar hemisferios cerebrales con Cuencos Tibetanos.

Los cuencos tibetanos, también denominados comúnmente cuencos cantores, por el bello sonido que producen al tocarlos, son utilizados para mejorar la salud del paciente en muchos niveles. Las vibraciones y la melodía que estos cuencos producen son muy fuertes y poderosas, por lo que pueden llegar al interior de la persona tratada con solo escuchar, y puede actuar en el desde muy adentro buscando la cura para problemas físicos, mentales o espirituales.

Una de los casos más comunes en los que se utilizan los cuencos tibetanos es para alinear los hemisferios cerebrales, sincronizando y armonizando la información de ambos.


Supuestamente en nuestro cerebro se encuentran alineados sus dos hemisferios, pero no es así. El hemisferio izquierdo siempre tiene mas actividad ya que esta relacionado con el pensamiento, el estudio, cada vez que realizamos una operación matemática, leemos o escribimos estamos utilizando el hemisferio izquierdo del cerebro. Mientras que el derecho se encarga de los actos sentimentales de un ser humano.

El problema esta en que una persona que “ve” todo desde el hemisferio izquierdo no le encontraría sentido a un cuadro abstracto, donde tenemos que utilizar la imaginación que nos brinda el hemisferio derecho.

Lo ideal seria que nuestro cerebro al recibir información la equilibre entre sus dos hemisferios, esto haría que nosotros veamos al mundo de una mejor manera.

Para esto se utiliza el sonido de los cuencos tibetanos que con sus vibraciones alinea nuestro cerebro, dejándolo en perfecta armonía. Solo se deben dar 3 golpes al cuenco en la coronilla de la persona, luego 3 de cada lado de la cabeza y para finalizar 3 golpes más en la coronilla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails